Quieren prohibir el maní y el salame cordobés en Tucumán

Legisladores locales, indignados por la medida cordobesa, “bromearon” con prohibir el salame de Colonia Caroya y el maní en represalia a la ordenanza para limitar la exhibición de azúcar en los bares.

La aprobación por parte del Concejo Deliberante de Córdoba de restringir la exhibición de azúcar en los bares de la ciudad desató una polémica que parece tomar ribetes cada vez más insólitos.

Según pudo conocer , un grupo de legisladores tucumanos, indignados por la medida cordobesa, bromearon con prohibir el salame de Colonia Caroya y el maní, en represalia la ordenanza para quitar el azúcar de las mesas en bares cordobeses.

El legislador Claudio Viña señaló que, al igual que el azúcar, la sal de los salames puede ser contraproducente para la salud de los ciudadanos. “Córdoba es una gran exportadora de costumbres y productos al resto del país como el cuarteto, el humor y el salame de Colonia Caroya. Pero todos sabemos que es un elemento muy rico y alto en contenido de sodio y grasa y podría provocar colesterol e hipertensión arterial”, dijo Viña.

Y agregó: “Se pensó en restringir la picada que consumen los tucumanos y prohibir los salames de Colonia Caroya”.

En esa misma línea Gustavo Gassenbauer, vicepresidente primero de la Legislatura, se refirió al contenido de sal que posee el maní: “El tema surgió durante una charla con un medio de comunicación de Tucumán en donde, en modo de broma, le prometí a un oyente que si Córdoba no daba marcha atrás con la prohibición del azúcar, yo mismo me paraba en la ruta, en la frontera con Córdoba y no iba a dejar pasar ningún salame de la Colonia, pero todo fue en forma chistosa”.

Y añadió: “Lo que sí te puedo decir es que en caso de continuar esta medida y si esto sigue avanzando voy a proponer prohibir el maní cordobés en los bares acompañando a la cerveza. Es conocido por todos que el maní contiene grandes cantidades de sal y eso genera graves consecuencias para la salud como por ejemplo la hipertensión arterial”.

En Córdoba la ordenanza aprobada por el Concejo comenzó a aplicarse en algunos bares capitalinos que ya sacaron los azucareros de las mesas con los tradicionales sobrecitos.

Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus